mermelada de pera

5 sept. 2011

Septiembre es el mes de las conservas: tomate, pimientos y por supuesto mermeladas. Me gusta preparar poca cantidad, pero sí tipos diferentes de mermeladas. Por estas fechas las clásicas son las de mora, pero esta vez he preparado mermelada de pera. La probé hace algunos años cuando vivía en Italia y la solía tomar para desayunar en un balcón junto al mar. Como podréis imaginar era una maravilla. Todavía recuerdo la sensación, los colores y el sabor de aquellos desayunos.

Desde entonces han pasado ya algunos años y siempre me acuerdo de esa mermelada. Por eso el otro día decidí que de este año no pasaba. Me compre unas cuantas peras limoneras y en un momento tenía preparados unos frascos para pasar el invierno.

La receta es de un libro de conservas que me regalaron en Italia. Lleva una pizca de limón y de jengibre y el sabor final es increíble. Ya hemos abierto el primer frasco y comemos la mermelada con queso fresco casero. Qué os voy a decir...

Ingredientes:
3.200 g. de pera
2,5 cm de raíz de jengibre
3 limones
1 l. de agua
1200 g. de azúcar

Preparación:
Pela la peras y trocéalas. Mete en una redecilla las peladuras y los corazones de las peras, el jengibre pelado y la piel de los limones. En una cacerola mete las peras, la redecilla y el agua. Cocer a fuego medio durante unos 30 minutos.

Pasado este tiempo, saca la redecilla. Echa el azúcar y el zumo de limón en las peras troceadas y cocidas. Cuece todo durante 20 minutos o hasta conseguir la consistencia deseada.

Deja enfriar la mermelada y métela en botes de cristal previamente esterilizados, cierralos bien y ponlos a hervir en agua durante unos 20 minutos. Puedes echar un chorrón de vinagre en el agua para que el cristal salga brillante.

0 comentarios: