polvorones de almendra

4 dic. 2011

Hacer polvorones es la cosa más fácil del mundo. Tal vez los primeros no te salgan perfectos, pero es cuestión de cogerle el truco. Todos los años unos días antes de Navidad los preparo. La receta es del blog webosfritos. Son igual que los comprados y están muy ricos.


Ingredientes:
40 g. de almendras tostadas
80 g. de azúcar
110 g. de manteca de cerdo
350 g. de harina floja
1 cucharadita de anís
1/4 cucharadita de canela
ralladura de 1/2 limón

Preparación: 
Un día antes tuesta en el horno o en una sartén la harina. Yo prefiero la segunda opción porque así puedo darle vueltas de vez en cuando y controlar más fácilmente que no se queme. La harina  debe quedar ligeramente tostada, no muy oscura. Tamízala y déjala en un bol. 

Después, muele las almendras tostadas con el molinillo eléctrico y únelas a la harina tostada. La almendra debe quedar lo más fina posible.

Al día siguiente, añade el resto de los ingredientes: el azúcar molida en el molinillo, la manteca de cerdo y 1 cucharadita de anís. Mezcla bien con las manos hasta conseguir disolver bien la manteca. Divide la mezcla en dos recipientes. En uno añade 1/4 cucharadita de canela en polvo y en otro la ralladura de limón. Mezcla bien bien hasta obtener una especie de arena. 

Aplástala con las manos y cubre con papel transparente. Deja reposar en el frigorífico al menos una hora. 


Después, coge una cantidad pequeña y échala sobre la encimera. Aplástala con las manos. Los bordes se agrietarán, pero no te preocupes, lo importante es que la parte central esté bien compacta. Para conseguir una masa compacta y bien nivelada, yo coloco un cazo vacío encima y presiono. Después, con un vaso de tubo o una copa de champán corta los polvorones. Si haces polvorones de 5 cm de diametro por 1 ó 1,5 cm de alto, salen unos 30 polvorones.

Colócalos en la bandeja de horno y espolvorea por encima con semillas de sésamo. Mételos en el horno precalentado (sólo la parte superior) durante unos 10 minutos vigilando siempre para que no se quemen. Sácalos y espolvoréalos con azúcar glas. 


0 comentarios: